Salud del Hombre
Cuidando la salud del hombre

Tengo un amigo que tuvo un gatillazo

30 de enero de 2018
tengo un amigo que tuvo un gatillazo

“Tengo un amigo que está muy preocupado. El otro día, mientras tomábamos algo, me comentó que había tenido un gatillazo con su última cita. Es la primera vez que le ha pasado, pero como ya ha cumplido los 40 años, teme que se repita y por eso no ha vuelto a quedar con ella. Me preguntaba ¿Qué podía hacer? ¿Si era normal? Mientras me lo contaba se auto convencía que había sido algo puntual, que seguramente los nervios lo traicionaron. Era su segunda cita desde su separación. Me decía, entre los nervios, tanto tiempo sin hacerlo… supongo que debe ser eso… Yo le apoyé y le dije que seguramente tenía razón, pero tampoco estaba muy convencido, no sabia si el “gatillazo” lo provocaron los nervios o quizás era porque ya entramos en una edad en la que estas cosas pueden pasar.”….. ¿?

Tener un gatillazo es uno de los mayores miedos de los hombres a la hora de mantener relaciones sexuales. Sin embargo, tu amigo debe saber que la imposibilidad por conseguir o mantener la erección es algo que le pasará, al menos una vez en la vida, a la mitad de ellos. Así pues, es algo totalmente normal y no significa que haya un problema de disfunción eréctil o impotencia.

Además, que se quede tranquilo, porque no se trata de una cuestión de edad. De hecho, el primer gatillazo puede ocurrir a los 20, los 40 o los 60 años. Así pues, que no sufra pensando que, a partir de ahora, puede que le pase a menudo.

Lo más probable es que la falta de erección fuera consecuencia del nerviosismo y la presión por complacer a su cita y, por tanto, algo puntual. Es decir, si tu amigo estaba muy preocupado por satisfacer a su chica y no quedar mal ante ella, la ansiedad por conseguir la erección habrá sido precisamente la responsable de que esta no se produjera.

Además, este temor a no cumplir es más común en las primeras citas o cuando todavía no hay mucha confianza con la pareja. Esto, a su vez, hace que tener un gatillazo resulte aún más vergonzoso y puede causar mucha inseguridad.

No obstante, dile a tu amigo que la solución no está en evitar las relaciones sexuales, sino en dejarse llevar y disfrutar del próximo encuentro erótico sin estar pendiente de si va a conseguir una erección o no. Debe tener en cuenta que el miedo a un nuevo gatillazo es justamente lo que puede volver a provocarlo.

También es cierto que el estrés y estar pasando por problemas personales o laborales pueden causar la falta o la pérdida de la erección. Si es el caso de tu amigo, tiene que saber que quizás sean estas circunstancias las que no le dejan concentrarse a la hora de mantener sexo con su pareja y, por tanto, conseguir el coito.

De este modo, la mejor manera de evitar un gatillazo es dejarse llevar y disfrutar de cada encuentro sexual sin ningún tipo de presión ni expectativas. Eso sí, en caso de que los problemas de erección se repitan a menudo, debes decirle a tu amigo que es importante que acuda a un especialista para descartar alguna condición médica.

L.ES.MKT.01.2018.3818

Compartir en redes sociales:

Archivada en:

Tengo un amigo que...

Etiquetada con:

Disfunción Eréctilproblemas erecciónsalud sexualerecciónactividad sexual